Blog de ISEP

TWINE, la herramienta para potenciar historias sociales

TWINE, la herramienta para potenciar historias sociales

De acuerdo con Martínez (2013), los videojuegos son un buen ejemplo para plantear como las TICS han hecho nuevos caminos no sólo para el entretenimiento, sino también para el fortalecimiento de proyectos educativos y de salud.

Los videojuegos como herramientas de aprendizaje educativo

Según Gee (2003), los videojuegos pueden ser considerados como una herramienta para que exista un aprendizaje interactivo, autónomo y significativo que corresponda a una suerte de recurso motivador y gratificante, que se permite ir aumentando su complejidad a través de diferentes niveles, al mismo tiempo que lo hacen las habilidades de la persona que juega.

Beneficios de los videojuegos en la educación

En este caso, puede plantearse a los videojuegos o las narraciones interactivas, como una experiencia que repercute positivamente en habilidades relacionadas a la flexibilidad cognitiva, la percepción, la atención, el desarrollo de conductas sociales y relaciones interpersonales. Además, potencian aspectos como la autoestima, la creatividad, el trabajo cooperativo y la generalización (Charles, D. y McAlister, M, 2004; Marín, V, 2014).

Consecutivamente, en los últimos años, el aumento del diagnóstico del Trastorno del Espectro Autista en diferentes etapas del desarrollo se relaciona con un fortalecimiento de las estrategias de diagnóstico, mayor conciencia sobre los elementos heterogéneos que comprenden los trastornos del neurodesarrollo, junto con los nuevos desafíos que exigen modelos dinámicos de psicoeducación capaces de acompañar los procesos psicológicos y sociales de personas con necesidades especiales.

Estrategias alternativas a sistemas tradicionales de enseñanza

La urgencia de crear y repensar estrategias alternativas del sistema tradicional de enseñanza y acompañamiento terapéutico en paralelo con el aumento de casos diagnosticados, particularmente con población TEA, llevan al estudio de nuevas metodologías de psicoeducación que favorezcan y reconozcan las particularidades de cada persona, las destrezas cognitivas, el reconocimiento de las emociones de otros y de sí mismo, junto con el entrenamiento de habilidades que permitan el acercamiento a la resolución de problemas de forma flexible y promocionando, en lo posible, experiencias de independencia y agenciamiento por encima del énfasis en los problemas propios de la discapacidad.

Nuevas metodologías de psicoeducación, las historias sociales

Se vuelve entonces cada vez más llamativo pensar y revisar metodologías como las historias sociales y su potencial se ser adaptadas a una virtualidad interactiva, como herramienta de intervención complementaria para el acompañamiento terapéutico y psicoeducativo con población TEA.

Lo anterior contemplando que los avances de estas nuevas tecnologías han demostrado potenciar y vincular las áreas no solo cognitivas, emocionales, sociales y comportamentales, sino también experiencias de agenciamiento y reconocimiento de procesos internos. Esto es particularmente relevante, dada la estrecha afinidad que los adolescentes y adultos TEA sienten por la tecnología y los videojuegos, donde en el contexto adecuado, los videojuegos y las narraciones interactivas pueden tener un beneficio terapéutico positivo.

¿Qué es Twine? Adaptando las historias sociales

De acuerdo a lo anterior, creo que uno de los aspectos favorables en la adaptación de las historias sociales dentro de aplicaciones interactivas y de código abierto como Twine, son la oportunidad de personalización o individuación de la experiencia de la persona y aquellos objetivos a trabajar.

La secuencia y el contenido de actividades puede ser tan personalizable como se necesite o desee, partiendo del formato más clásico con pictogramas, hasta la posibilidad de utilizar videos o fotografías propias de la persona y de sus espacios conocidos, recorridos, frecuentemente.

Al permitir que la persona utilice con Twine contenido gráfico familiar, se enriquece el proceso de asimilación y generalización de conceptos, se presenta un nivel de abstracción menor y beneficioso para la persona.

Así mismo, el formato de Twine para adaptar historias sociales, además de ser motivador, ofrece una serie de estímulos visuales relevantes para apelar al recurrente interés documentando hasta la fecha, de la población TEA hacia los recursos digitales.

Es de esta forma que un buen uso de estas herramientas, adaptadas a las necesidades y capacidades de personas con demandas especiales, como es el caso del TEA, abre un camino para volver a conocer y habitar al mundo, preferiblemente, con la finalidad de algún día favorecer la experiencia de autonomía y autoconciencia de la persona en sociedad.

Descubre más sobre cómo el formato Twine ayuda al desarrollo social en niños con TEA en el TFM de Nicolás Camelo Velásquez, disponible en el Rincón de las Tesinas.

 

Avatar de Nicolás Camelo Velásquez

Acerca del autor:

Nicolás Camelo Velásquez
Psicólogo y Profesional en Estudios Literarios de la Pontificia Universidad Javeriana, Bogotá. Maestría en Trastorno del Espectro Autista y Maestría (en curso) en Terapias Artísticas y Creativas del Instituto Superior de Estudios Psicológicos (ISEP), Barcelona. Nicolás se ha interesado por la promoción de espacios de cuidado y colaboración, en donde las personas que han pasado por una experiencia traumática/estresante, encuentren un lugar para reconocer su dolor, sostenerlo y resignificarlo. A través de su experiencia con la psicoterapia, se ha preocupado también por acompañar las experiencias de niños, adultos y familias, a encontrar percepciones saludables de sí mismos y a fortalecer sus relaciones para que se reconozcan como sujetos con capacidad de creatividad, agenciamiento y alteridad.

Ver todas las entradas por Nicolás Camelo Velásquez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *