ISEP

Nuestro objetivo es tu triunfo profesional

Terapias de lenguaje para niños con parálisis cerebral

Máster en Patologías del Lenguaje y el Habla

Con 17 millones de personas con parálisis cerebral en el mundo (120.000 en España), esta es la discapacidad física más común en la infancia. Los avances en terapias y cuidados, tanto en entrenamiento como en educación, ha mejorando en gran medida la calidad de vida de las personas que la padecen.

La parálisis cerebral es una condición del desarrollo neurológico que incluye un grupo de trastornos en el movimiento y la postura, de carácter no progresivo, producida generalmente durante el crecimiento intrauterino, en el momento del parto o durante los dos primeros años de vida mientras el cerebro aún se está desarrollando. Las lesiones propias de la parálisis cerebral se traducen en una dificultad para controlar las funciones del sistema motor, observándose rigidez muscular, movimientos involuntarios, falta de coordinación, etc. Además, también se presentan otros problemas como dificultad en el aprendizaje, deficiencias visuales y auditivas, dificultad para deglutir, hablar, comunicarse, e incluso en algunos casos discapacidad intelectual.

Julia Angélica Ángeles Bardales, alumna del Máster en Patologías del Lenguaje y el Habla de ISEP, ha decidido dedicar su trabajo de final de máster a estudiar las terapias del habla y lenguaje para niños con parálisis cerebral más actualizadas y conocer cómo estas pueden mejorar su capacidad de comunicación. En este trabajo se establece la relación y conexión entre dieciséis reseñas.

Los tratamientos incluyen procedimientos para aprender a respirar adecuadamente, a deglutir los alimentos o a usar las cuerdas vocales. En todos los casos el enfoque de la terapia será estimular los músculos de las actividades vegetativas, afianzando los relacionados al desarrollo del habla (cabeza, cuello, mandíbula, mentón, mejillas, labios y lengua). El proceso del habla solo llega a ser posible cuando los hábitos básicos de movimiento dentro de los grupos de músculos relevantes se aprenden a manejar. En los niños con parálisis cerebral que tienen problemas de comunicación ciertas partes de sus músculos no funcionan de manera apropiada. El terapeuta tendrá la necesidad de entrenar al paciente para hacer los sonidos básicos. “Una desventaja para niños con esta discapacidad se presenta cuando los padres interfieren en el desarrollo del habla al corregirlos constantemente”, comenta en su trabajo Julia Angélica. Por eso es tan necesario trabajar con los padres, para que enfoquen su actuación en construir la memoria en los niños para identificar una manera correcta de hablar.

“Uno de los puntos importantes que hay en la literatura actual es que para mejorar la comunicación  de una manera eficaz en niños con parálisis cerebral, necesariamente se requiere de un trabajo en equipo, un trabajo multidisciplinario en el que intervienen pediatras, neurólogos, psicólogos, logopedas, terapistas físicos y ocupacionales, entre otros especialistas, y además los profesores y familiares del paciente”, asegura su autora. Para atender a cada paciente el logopeda trabaja necesariamente en equipo con otros especialista y diseñando un programa de apoyo paralelo para la familia.

El nivel de incapacidad de la persona con parálisis cerebral está directamente relacionado con la cantidad dañada de tejido del área motora del cerebro y de los órganos de movimiento articulatorio y de deglución. Por esta razón, es necesario reeducar los músculos: construir al máximo la función residual de los mismos y reemplazar o compensar las debilidades motoras para fortalecer la función dañada. Se une terapia física con terapia del lenguaje.

Algunas de las terapias que la alumna del Máster en Patologías del Lenguaje y el Habla cita en su trabajo son de lo más innovadoras. Con el avance de las neurociencias, nace la terapia PROMPT (Puntos para la Reestructuración de Objetivos Musculares Orales y Fonéticos). Aborda las variables sensorias motoras y de movimiento que se necesita en el acto de hablar, logrando resultados muy eficaces. Este método táctil y kinestésico facilita el procesamiento de las sensaciones oro-muscular que se necesitan para la producción del habla; el niño realiza los movimientos que le permiten articular las palabras, ya que logra darse cuenta físicamente como hacer los movimientos al sentir cuando eleva la lengua, estira los labios, mueve la mandíbula, etc.

También habla de la terapia LSVT-LOUD, que consigue mejorar el volumen de voz estimulando los músculos de las cuerdas vocales en la laringe a través de ejercicios que siguen un orden y que se hacen en voz alta. Este tratamiento también mejora las funciones respiratorias, laríngeas y articulatorias para afianzar la claridad y entendimiento del habla.

Consulta el trabajo completo Investigaciones de terapias de lenguaje para niños con parálisis cerebral de Julia Angélica Ángeles Bardales

Solicita información del Máster en Patologías del Lenguaje y el Habla gratis y sin compromiso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>