ISEP

Nuestro objetivo es tu triunfo profesional

Recuperación de la Fluidez en un Caso Clínico de Disfemia

  • Reseña breve:

    “A lo largo de la vida, toda persona tiene algún momento de disfemia o tartamudez. Sin embargo, en unas personas, la tartamudez se exhibe de una forma continua, más severa y de manera permanente. Éste es un tema de alto interés para mi ya que he tenido la oportunidad de sentir y experimentar las emociones y sentimientos por los que los niños con disfemia atraviesan. Es increíble la variedad de disfemias que ocurren y los comportamientos secundarios diversos que causa la tartamudez, la disfemia se exhiben de manera única y diferencial a través de los casos particulares con los que he cruzado.

    Durante mi corta profesión, he tenido un estimado de ocho casos que tratan con niños/adolescentes que tartamudean. En los casos tratados, mis pacientes exhiben una inteligencia de alto nivel, y son conscientes de su disfemia. Esto crea una frustración por las afectaciones que trae la disfemia. Ha sido doloroso ver la tensión y comportamientos secundarios que causa la tartamudez en proceso expresivo de la comunicación verbal. La disfemia se presenta de manera muy severa en casos de niñas y niños, y a causa de esto surgen comportamientos y afectaciones secundarias en la vida social, educativa y cotidiana de dichos niños. Por lo tanto, les presentare un caso clínico en la recuperación de la fluidez en un niño, Thomas, que tartamudea.

    Referente a Thomas, así como en los numerosos casos de disfemia, tanto la causa como la curación de la tartamudez se desconoce, a pesar de numerosas investigaciones. No obstante, tenemos la oportunidad de seguir trabajando para modificar el habla e incrementar la calidad de vida de cada uno de los niños que tartamudean, utilizando la terapia del habla como recurso primario.

    A lo largo de mi profesión, he tenido el privilegio de trabajar con casos de disfemia en niños desde los años preescolares hasta la adolescencia. Es simplemente fascinante la tremenda recuperación en fluidez que exhiben los niños después de recibir terapia del habla. A lo largo de el tratamiento, ellos mismos se convierten en logopedas, como pasó en el caso de Thomas, ayudando a incrementar la fluidez en el habla de sus compañeros, mostrándoles las diferentes técnicas y ayudándoles a que tengan consciencia de los comportamientos causados por la disfemia/tartamudez.”

  • Autor: Cynthia Magally González García